Click here to load reader

BRECHT, Bertolt - Galileo Galilei - · PDF fileBertolt Brecht: Galileo Galilei trado algo pero existen otras cosas que deben explicarse. Mucha tarea espera a nuestra nueva generación

  • View
    262

  • Download
    1

Embed Size (px)

Text of BRECHT, Bertolt - Galileo Galilei - · PDF fileBertolt Brecht: Galileo Galilei trado algo pero...

  • BERTOLT BRECHT

    GALILEO GALILEI

  • - 2 -

    Bertolt Brecht: Galileo Galilei

    PROCEDENCIA DEL TEXTO:

    PUBLICACIN TEATRAL PERIDICA

    DIRIGIDA POR

    FERNANDO L. SABSAY

    Titulo del original, en alemn

    LEBEN DES GALILEI

    Traduccin de

    OSWALD BAYER

    Ediciones Losange.

    Buenos Aires

    1956

    lL

    Biblioteca Virtual OMEGALFA

    http://www.omegalfa.es/http://www.omegalfa.es/
  • - 3 -

    Bertolt Brecht: Galileo Galilei

    I N D I C E

    1. Galileo Galilei, maestro de matemticas en Padua, quiere demostrar la validez del nuevo sistema universal de Coprnico

    2. Galilei entrega un nuevo invento a la Repblica de Venecia ..

    3. 10 de enero de 1610: por medio del telescopio, Galilei realiza descubrimientos en el cielo que demuestran el sistema de Coprnico. Prevenido por su amigo de las posibles consecuencias de sus investigaciones, Galilei manifiesta su fe en la razn humana .

    4. Galilei ha dejado la Repblica de Venecia por la corte florentina. Sus descu-brimientos hechos por medio del telescopio chocan con la incredulidad de los crculos eruditos de la corte. ..

    5. Sin intimidarse por la peste, Galilei contina con sus investigaciones..

    6. 1616: el colegio romano, instituto de investigaciones del Vaticano, confirma los descubrimientos de Galilei..

    7. Pero la inquisicin pone la teora de Coprnico en el index (5 de marzo de 1616.)

    8. Un dilogo.

    9. El advenimiento de un nuevo papa, que es tambin cientfico, alienta a Galilei a proseguir con sus investigaciones sobre la materia prohibida, luego de ocho aos de silencio. Las manchas solares

    10. En el decenio siguiente, las teoras de Galilei se difunden en el pueblo. Pan-fletistas y cantores de baladas recogen las nuevas ideas por todos lados. En el carnaval de 1632, muchas ciudades eligen a la astronoma como motivo para las comparsas de sus gremios ..

    11. 1633: el famoso investigador recibe orden de la inquisicin de trasladarse a Roma.

    12. El Papa

    13. 22 de junio de 1633: Galileo Galilei revoca ante la inquisicin su teora del movimiento de la tierra

    14. 1633-1642. Galileo Galilei vive hasta su muerte en una casa de campo en las cercanas de Florencia, como prisionero de la inquisicin. Los "Discorsi"..

    15. 1637. El libro de Galilei "Discorsi" atraviesa la frontera italiana...

    Pg.

    5

    18

    21

    32

    41

    47

    52

    60

    65

    77

    81

    86

    89

    94 104

  • - 4 -

    Bertolt Brecht: Galileo Galilei

    GALILEO GALILEI

    Esta pieza fue escrita en 1938-1939 en Dinamarca, en el exilio. Los

    diarios haban publicado la noticia de la desintegracin del tomo

    de uranio por fsicos alemanes y fue estrenada por el Piccolo Teatro

    di Milano el 18 de diciembre de 1953 con la direccin de Giorgio

    Strehler.

    PERSONAJES

    Galileo Galilei, Dos eruditos,

    Andrea Sarti, Dos monjes,

    Seora Sarti, madre de Andrea Dos astrnomos

    y ama de llaves de Galilei Seor Priuli, secretario de la Universidad

    Ludovico Marsili, joven hijo Sagredo, amigo de Galilei

    de acaudalada familia Un monje pequeo

    Un monje muy delgado Cardenal Barberini, despus Papa Urbano VII

    Un cardenal muy viejo Cardenal Belarmino

    Padre Cristforo Clavius, Virginia, hija de Galilei

    astrnomo El Cardenal Inquisidor

    El Dux Regidores

    Federzoni, pulidor de lentes, Mayordomo Mayor de la Corte

    colaborador de Galilei Cosme de Mdici, Gran Duque de Florencia

    Dos secretarios espirituales Dos jvenes damas

    Un cantor de romances El telogo Filippo Mucius, un erudito

    Su mujer El filsofo

    El matemtico Seor Gaffone, rector de la Universidad de Pisa

    Vanni, un fundidor de hierro Una vieja dama de honor

    Una joven dama de honor Un lacayo del Gran Duque

    Un funcionario Dos monjas

    Un alto funcionario Dos Soldados

    Un individuo La vieja mujer

    Un monje Un prelado gordo

    Un campesino Hombres, mujeres, nios

    Un guardia aduanero Un escribiente

  • - 5 -

    Bertolt Brecht: Galileo Galilei

    1.

    GALILEO GALILEI, MAESTRO DE MATEMTICAS EN PADUA,

    QUIERE DEMOSTRAR LA VALIDEZ DEL NUEVO

    SISTEMA UNIVERSAL DE COPRNICO.

    El pobre gabinete de trabajo de Galilei en Padua. Es de

    maana. Un muchacho, ANDREA, hijo del ama de lla-

    ves, trae un vaso de leche y un bollo.

    GALILEI (lavndose el pecho, resoplando, alegre). Pon la leche

    sobre la mesa pero no cierres ningn libro.

    ANDREA. Mi madre dice que debemos pagar al lechero. Si no

    pronto har un rodeo a nuestra casa, seor Galilei.

    GALILEI. Se dice: describir un crculo, Andrea.

    ANDREA. Como usted quiera, pero si no pagamos describir un

    crculo en torno a nosotros, seor Galilei.

    GALILEI. Si el alguacil seor Cambione, se dirige directamente a

    nuestra puerta, qu distancia entre dos puntos elegir?

    ANDREA (sonre). La ms corta.

    GALILEI. Bien. Tengo algo para ti. Mira atrs de las tablas astro-

    nmicas. (Andrea levanta detrs de las tablas astronmicas un mo-

    delo de madera de gran tamao del sistema de Ptolomeo.)

    ANDREA. Qu es esto?

    GALILEI. Es un astrolabio. El aparato muestra cmo los astros se

    mueven alrededor de la tierra, segn la opinin de los viejos.

    ANDREA Cmo?

    GALILEI. Investiguemos. Primero la descripcin.

    ANDREA. En el medio hay una pequea piedra.

    GALILEI. Es la Tierra.

    ANDREA. Alrededor de ella hay anillos, siempre uno sobre el

    otro.

  • - 6 -

    Bertolt Brecht: Galileo Galilei

    GALILEI. Cuntos?

    ANDREA. Ocho.

    GALILEI. Son las esferas de cristal.

    ANDREA. A los anillos se han fijado bolillas.

    GALILEI. Son los astros.

    ANDREA. Y ah hay cintas en las que se leen nombres.

    GALILEI. Qu nombres?

    ANDREA. Nombres de estrellas.

    GALILEI. Por ejemplo?

    ANDREA. La ms baja de las bolillas es la Luna y encima de ella

    el Sol.

    GALILEI. Y ahora haz correr el sol.

    ANDREA (mueve los anillos). Es hermoso todo esto, pero noso-

    tros estamos tan encerrados...

    GALILEI. S. (Secndose.) Es lo que tambin yo sent cuando vi el

    armatoste por primera vez. Algunos lo sienten. (Le tira la toalla a

    Andrea para que le frote la espalda.) Muros, anillos e inmovilidad.

    Durante dos mil aos crey la humanidad que el Sol y todos los

    astros del cielo daban vueltas a su alrededor. El Papa, los cardena-

    les, los prncipes, los eruditos, capitanes, comerciantes, pescaderas

    y escolares creyeron estar sentados inmviles en esa esfera de cris-

    tal. Pero ahora nosotros salimos de eso, Andrea. El tiempo viejo ha

    pasado y estamos en una nueva poca. Es como si la humanidad

    esperara algo desde hace un siglo. Las ciudades son estrechas y as

    son las cabezas. Supersticiones y peste. Pero desde hoy no todo lo

    que es verdad debe seguir valiendo. Todo se mueve, mi amigo. Me

    alegra pensar que la duda comenz con los navos. Desde que la

    humanidad tiene memoria se arrastraron a lo largo de las costas,

    pero de repente las abandonaron y se largaron a todos los mares.

    En nuestro viejo continente se ha comenzado a or un rumor: exis-

    ten nuevos continentes. Y desde que nuestros navos viajan hacia

    ellos se festeja por todas partes que el inmenso y temido mar es un

    agua pequea. Desde entonces ha sobrevenido el gran deseo: in-

    vestigar la causa de todas las cosas, por qu la piedra cae al soltarla

    y por qu la piedra sube cuando se la arroja hacia arriba. Cada da

    se descubre algo. Hasta los viejos de cien aos se hacen gritar al

    odo por los jvenes los nuevos descubrimientos. Ya se ha encon-

  • - 7 -

    Bertolt Brecht: Galileo Galilei

    trado algo pero existen otras cosas que deben explicarse. Mucha

    tarea espera a nuestra nueva generacin.

    "En Siena, de muchacho, observ cmo unos trabajadores reem-

    plazaban, luego de cinco minutos de disputa, una costumbre mile-

    naria de mover bloques de granito por una nueva y razonable for-

    ma de disponer las cuerdas. Fue all donde ca en la cuenta: el

    tiempo viejo ha pasado, estamos ante una nueva poca. Pronto la

    humanidad entera sabr perfectamente dnde habita, en qu clase

    de cuerpo celeste le toca vivir. Porque lo que dicen los viejos libros

    ya no les basta, porque donde la fe rein durante mil aos, ahora

    reina la duda. El mundo entero dice: s, eso est en los libros, pero

    dejadnos ahora mirar a nosotros mismos. A la verdad ms festejada

    se le golpea hoy en el hombro; lo que nunca fue duda hoy se pone

    en tela de juicio, de modo que se ha originado una corriente de aire

    que ventila hasta las faldas bordadas en oro de prncipes y prela-

    dos, hacindose visibles piernas gordas y flacas, piernas que son

    como nuestras piernas. Ha quedado en descubierto que las bvedas

    celestes estn vacas y ya se escuchan alegres risotadas por ello.

    "Pero las aguas de la tierra empujan las nuevas ruecas y en los asti-

    lleros, en las cordeleras y en las manufacturas de velas se agitan

    quinientas manos al mismo tiempo en busca de un nuevo ordena-

    miento.

    "Yo profetizo que todava durante nuestra vida se hablar de astro-

    noma hasta en los mercados y hasta los hijos de las pescaderas

    corrern a las escuelas. A esos hombres deseosos de renovacin les

    gustar saber que una nuev