Libro no 886 ciencia moderna y sabiduría tradicional burckhardt, titus colección e o julio 5 de 2014

  • View
    214

  • Download
    0

Embed Size (px)

DESCRIPTION

Ciencia Moderna y Sabiduría Tradicional. Burckhardt, Titus. Biblioteca Emancipación Obrera. Guillermo Molina Miranda.

Text of Libro no 886 ciencia moderna y sabiduría tradicional burckhardt, titus colección e o julio 5 de...

  • Por una Cultura Nacional, Cientfica y Popular!

    1

    Coleccin Emancipacin Obrera IBAGU-TOLIMA 2014

    GMM

  • Por una Cultura Nacional, Cientfica y Popular!

    2 Libro No. 886. Ciencia Moderna y Sabidura Tradicional. Burckhardt, Titus. Coleccin E.O. Julio 5 de 2014. Ttulo original: Ciencia Moderna y Sabidura Tradicional. Titus Burckhardt Versin Original: Ciencia Moderna y Sabidura Tradicional. Titus Burckhardt Circulacin conocimiento libre, Diseo y edicin digital de Versin original de textos: Libros Tauro. http://www.LibrosTauro.com.ar Licencia Creative Commons: Emancipacin Obrera utiliza una licencia Creative Commons, puedes copiar, difundir o remezclar nuestro contenido, con la nica condicin de citar la fuente. La Biblioteca Emancipacin Obrera es un medio de difusin cultural sin fronteras, no obstante los derechos sobre los contenidos publicados pertenecen a sus respectivos autores y se basa en la circulacin del conocimiento libre. Los Diseos y edicin digital en su mayora corresponden a Versiones originales de textos. El uso de los mismos son estrictamente educativos y est prohibida su comercializacin.

    Autora-atribucin: Respetar la autora del texto y el nombre de los autores No comercial: No se puede utilizar este trabajo con fines comerciales No derivados: No se puede alterar, modificar o reconstruir este texto. Portada E.O. de Imagen original: http://a1.mzstatic.com/us/r30/Publication/v4/47/70/8b/47708bf6-c997-a45d-143e-4c27042358fe/Ciencia_moderna_y_sabiduri_a_tradiciona.225x225-75.jpg

  • Por una Cultura Nacional, Cientfica y Popular!

    3

    Ciencia Moderna

    y

    Sabidura Tradicional

    Titus Burckhardt

  • Por una Cultura Nacional, Cientfica y Popular!

    4

    Los cinco ensayos que componen este volumen tienen un solo fin en comn: recordar que existe un tipo de conocimiento que trasciende a la razn discursiva.

    Al haberse olvidado, en el mundo moderno, lo que es la simbologa y al no tener conciencia de las consecuencias del pensar en trminos cientficos, el autor, Titus Burckhardt, pone en evidencia los lmites de la ciencia moderna y sus contradicciones, tomando como base algunos ejemplos tpicos: la fsica relativista de Einstein; el biologismo evolucionista de Teilhard y la psicologa de las profundidades de Jung.

  • Por una Cultura Nacional, Cientfica y Popular!

    5

    INDICE

    Introduccin Captulo I: Cosmologa perennis Captulo II: Ciencia no sabia Captulo III: El origen de las especies Captulo IV: Psicologa moderna y sabidura tradicional Captulo V: Reflexiones sobre la Divina Comedia de Dante, expresin de la sabidura tradicional

  • Por una Cultura Nacional, Cientfica y Popular!

    6

    Ttulos originales de los ensayos:

    1, Cosmologia perennis; 2, Unweise Wissenschaft; 3, De Herkunft der Arten; 4, Moderne Psychologie und Ueberlieferte Weisheit; 5, Zu Dantes Divina Commedia.

    Versin castellana de Jordi Quingles y Alejandro Corniero.

    TAURUS EDICIONES, S. A., Prncipe de Vergara, 81, 1., MADRID, 1979.

    ISBN: 84-306-5010-5

    Depsito legal: M. 8.661-1982

  • Por una Cultura Nacional, Cientfica y Popular!

    7 Introduccin

    Los cinco ensayos que componen este volumen, que desde el punto de vista de la temtica no parecen estar estrechamente relacionados entre s, tienen en comn un mismo fin: recordar que existe un tipo de conocimiento que trasciende con mucho a la razn discursiva.

    Dos son los obstculos que hoy, an ms que en el pasado, ocultan este conocimiento, y ambos estn ntimamente ligados entre s. Ante todo, se ha olvidado qu es la simbologa, es decir, que existen modos de expresin que aluden ms que enunciar expresamente, sin que por ello sean menos verdicos y exactos. En segundo lugar, el pensar en trminos cientficos, en su forma ms general, ha dado a la capacidad imaginativa de la gran mayora de los hombres modernos una direccin determinada que a la vez la limita.

    Esta es la razn por la que ha sido necesario poner en evidencia los lmites de la ciencia moderna y sus contradicciones intrnsecas sobre la base de algunos ejemplos tpicos tomados del campo de la fsica, del de la biologa y del de la psicologa, que corresponden a su vez al campo de la materia, al de las formas vivas y al del alma.

    A la ciencia natural moderna, que a pesar de su agudeza y precisin incurre en gravsimos errores, contraponemos la cosmologa clsica y medieval, a menudo ingenua en los detalles, pero profundamente verdadera en lo que a las cuestiones esenciales se refiere. Al principio de la obra describimos sus fundamentos ms generales. Las conclusiones sobre la Divina Comedia de Dante quieren poner en evidencia cmo cosmologa tradicional y contemplacin, es decir, estudio del orden csmico y conocimiento de la Verdad divina, pueden entrelazarse.

  • Por una Cultura Nacional, Cientfica y Popular!

    8

  • Por una Cultura Nacional, Cientfica y Popular!

    9

  • Por una Cultura Nacional, Cientfica y Popular!

    10 Captulo I: COSMOLOGA PERENNIS

    En el mundo tal como es realmente, por el hecho de que estamos insertos en l y de l formamos parte, los modos existenciales corpreos, psquicos y espirituales se entrelazan en un conjunto que el mtodo puramente analtico de la ciencia moderna no puede captar. La ms mnima percepcin, el hecho de aprehender con los sentidos un objeto cualquiera, de incorporarlo a la red de imgenes interiores y que el espritu lo reconozca como verdadero y real, constituye un proceso indivisible que demuestra cmo, en este mundo, condiciones de tipo muy diverso se insertan unas en otras, unas en modo espacio-temporal, otras en modo temporal no espacial y aun otras en modo supraespacial y supratemporal. De ello resulta que la realidad no consiste en meras cosas, sino que representa un orden de inconcebible sutileza y multiplicidad de niveles. Todos los pueblos que no estn deformados por la modernidad lo saben. El tener conciencia de la mltiple gradacin interna de la existencia forma parte de la experiencia primordial humana. Slo en virtud de una evolucin muy particular del pensamiento poda ignorarse este complejo de experiencias hasta llegar al punto de aceptar una ciencia basada exclusivamente en datos numricos como explicacin satisfactoria del cosmos.

    Por nuestra parte, no ignoramos que existen algunos cientficos espiritualmente despiertos que no se hacen la ilusin de poder penetrar, con el mtodo analtico propio de la ciencia moderna, ms all de un campo bastante limitado y superficial de la realidad. No obstante, hay una especie de concepcin moderna de la realidad con pretensiones totalitarias, condicionada como est no tanto por determinados resultados de la investigacin actual como por su punto de vista particular y prcticamente exclusivo de la misma: es por el hecho de que la ciencia moderna se limita a los datos que pueden ser contados, medidos, pesados y, en ltima instancia, registrados estadsticamente sobre la base de repetidas observaciones, por lo que buena parte de la humanidad contempornea ha llegado hasta el punto de considerar como reales slo estos elementos.

  • Por una Cultura Nacional, Cientfica y Popular!

    11 No es por casualidad por lo que el mtodo emprico de la ciencia obtiene el propio nihil obstat de la filosofa cartesiana; sta, en efecto, divide la realidad en dos esferas, la material y la espiritual, separando al hombre, como un caso especial, del resto del cosmos: slo en l coincidirn materia y espritu. Descartes no conoce otra materia que la corprea, ni otro modo de ser del espritu que, el conceptual; ello reduce tanto el espritu como el alma. Por el contrario, segn las doctrinas cosmolgicas y metafsicas de los pueblos antiguos, el universo, el cosmos, consta de numerosos niveles existenciales que, de acuerdo con la naturaleza humana, pueden subdividirse en tres esferas, la del cuerpo, la del alma (o psique) y la del espritu, mas que si se examinan a fondo, constituyen una multiplicidad casi ilimitada. En la esfera corprea se incluye todo lo que est sujeto a la materia (en el sentido corriente del trmino), al nmero, al espacio y al tiempo; la esfera psquica se substrae de tales condiciones, sin que por ello se vea libre de otras, tambin limitativas, pero menos separativas, slo el espritu puro, que como tal es incomparablemente superior a la mera razn, se libera por encima de todas estas condiciones existenciales; est, por as decirlo, hecho de conocimiento, y no est sujeto ni a la forma ni al cambio.

    La filosofa cartesiana, con su dualismo de la existencia, est, como tal filosofa, casi olvidada, pero an sobrevive uno de sus aspectos: el de haber limitado el pensamiento cientfico a lo cuantitativamente verificable.

    Ni siquiera los progresos de la psicologa moderna han aportado ningn cambio a este hecho. Aparecen como un mero oscilar entre dos aspectos irreconciliables de la realidad: mientras que para la ciencia exacta la verdad coincide con la efectividad de las cosas exteriores, con lo cual lo conocido no presupone un sujeto que conoce, para la psicologa ms reciente no hay ya ninguna verdad cierta; amenaza con reducirlo todo a lo subjetivo. Por consiguiente, el hombre moderno se ve privado de un seguro sostn interior y, al mismo tiempo, queda como encerrado en una coraza que lo separa del riqusimo tejido csmico. sta, de cualquier modo, es la situacin de quien no comprende los presupuestos conceptuales y las formas artificiosas del mundo moderno, convirtindose en su vctima. De hecho, la pretensin totalitaria de la ciencia moderna quiz se explique del modo ms eficaz a travs del escenario tcnico que ella misma ha contribuido a montar; en l se representa

  • Por una Cultura Nacional,