Euskadi estrena libertad

  • View
    115

  • Download
    0

Embed Size (px)

Text of Euskadi estrena libertad

  • Euskadiestrena libertadpor Josune Murgoitiopor Josune Murgoitio

    Portadas de los principales diarios anunciando el n de ETA.

    Crnica de Espaa

    56

  • Tres palabras multiplicadas por dos: Cese denitivo de la actividad armada. Cincuenta y tres aos de

    violencia. Ms de 800 vctimas; do-lor humano. 703 presos en crceles; dispersin penitenciaria. Violencia psicolgica y terror en la ciudadana. Esperanza, repugnancia, desconan-za, estrategias polticas, triunfo del estado de derecho y nuevo escenario poltico. Seis conceptos.

    Un periodo interesante en el que hay que construir una convivencia rota de ms de 40 aos, que exige resolver la situacin de los presos sin ofender a las vctimas, segn expertos conocedores del proceso consultados por Orden y Ley, as como abordar un futuro marco poltico vasco desde el consenso, una vez se consolide el nal de la violencia.

    La izquierda abertzale se centrar en los presos y en el debate del derecho a decidir, intentando llegar a un gran

    pacto con Partido Nacionalista Vasco (PNV), PSE y PP. Fuentes solventes conocedores del proceso arman que esta fuerza poltica podra presentar a Otegi como lehendakari en el 2013, aunque cumpla una condena revisa-ble por el caso Bateragune en la crcel de Logroo. Aralar, uno de los integran-tes de la formacin Amaiur para las elecciones generales, sostiene que es necesario dar un salto cualitativo ha-cia el siglo XXI y conseguir nuevos estatutos que recojan el derecho a de-cidir y tengan como base fundamental el acuerdo poltico. Gesto por la Paz, plataforma pacista de la sociedad ci-vil, opina que hay que partir de un an-lisis crtico de los errores cometidos. Y el PNV, tras acudir a la Moncloa para reunirse con el presidente de Gobierno, Jos Luis Rodrguez Zapatero, propone un acuerdo sustentado en el dilogo, que d pie a una nueva formulacin jurdico-poltica que respete los dere-chos de la mayora y de la minora,

    mientras que el ministro de la Presiden-cia, Ramn Jaregui, declara que por respeto institucional a la legitimidad del nuevo Gobierno que surgir tras las elecciones el nal de ETA queda fuera del debate electoral del 20-N.

    El candidato socialista, Alfredo Prez Rubalcaba interpreta que ha-br unidad de fuerzas democrticas y de que sabrn salir adelante y aprovechar esta oportunidad histri-ca y Mariano Rajoy, presidente del PP y candidato a las presidenciales, se compromete con las vctimas del terrorismo a no realizar ninguna concesin a ETA, a no negociar con la organizacin y promete rmeza en la poltica penitenciaria, aunque por motivos de agenda no acude a la manifestacin convocada por las vc-timas de ETA en Madrid.

    AVAL INTERNACIONALETA hace pblico, a las 19:00 horas del pasado 20 de octubre, un mes antes de las elecciones generales del 20N, en un comunicado enviado al diario Gara, el compromiso claro, rme y denitivo de abandonar denitivamente la violen-cia para que el dilogo y el acuerdo caractericen el nuevo ciclo y el nue-vo tiempo poltico que se est abrien-do en Euskal Herria.

    La organizacin terrorista valora la Conferencia Internacional de Paz, ce-lebrada el 17 de octubre en el Palacio de Aiete de San Sebastin, como una iniciativa de gran trascendencia pol-tica cuya resolucin acordada rene los ingredientes para una solucin inte-gral del con*icto y cuenta con el apoyo de amplios sectores de la sociedad vas-ca y de la comunidad internacional.

    A la Conferencia organizada por Lokarri, red ciudadana por el acuerdo y la consulta, y el grupo de mediadores de Brian Currin, acuden; Jess Eguiguren, presidente del Partido Socialista de Eus-kadi (PSE) y Carlos Totorika, alcalde de la localidad vizcana de Ermua; Iigo Urkullu, presidente del Partido Naciona-lista Vasco (PNV); Ru Etxeberria, lder de la izquierda abertzale; Pello Urizar, en representacin de Eusko Alkartasuna (EA); representantes sindicales vascos ; y ngel Mara Unzueta, vicario general de la dicesis de Bizcaia, nmero dos del obispo Mario Iceta e impulsor de las marchas por la paz que se celebran cada ao en la dicesis.

    Comunicado de la banda terrorista ETA.

    G U A R D I A C I V I LORDEN Y LEY 57

  • El Partido Popular (PP), Unin Pro-

    greso y Democracia (UPyD) y las vcti-

    mas de ETA no envan representacin,

    al igual que el Gobierno de Zapatero y

    el Gobierno Vasco, aunque el conseje-

    ro del Interior, Rodolfo Ares, entrega a

    Ko Annan, ex secretario general de la

    ONU, el declogo de paz elaborado por

    el lehendakari, Patxi Lpez.

    La presencia de protagonistas in-

    ternacionales, ms de 70 medios y

    200 profesionales acreditados, aproxi-

    madamente un 15% extranjeros, y la

    solemnidad del acto al que acude una

    izquierda abertzale vestida con corba-

    ta, es interpretada por la mayora de

    los sectores del Pas Vasco como un

    nuevo punto de partida en el escena-

    rio poltico vasco.

    En el mismo comunicado en el que

    se anuncia el abandono de la actividad

    armada, ETA realiza un llamamiento

    a los gobiernos de Espaa y Francia

    para abrir un proceso de dilogo direc-

    to que tenga por objetivo la resolucin

    de las consecuencias del conicto y la

    superacin de la confrontacin arma-

    da y destaca la oportunidad histri-

    ca para dar una solucin justa y demo-

    crtica al secular conicto poltico en

    la que el respeto a la voluntad popular

    deben prevalecer sobre la imposicin,

    concluyendo que es tiempo de mirar

    al futuro con esperanza y actuar con

    responsabilidad y valenta.

    UNA PANTOMIMA La Asociacin de Vctimas del Te-

    rrorismo (AVT), ante la satisfaccin

    contenida de partidos polticos y la

    sociedad por el nuevo comunicado

    de ETA interpreta el cese como un

    nuevo acto de pantomima con el

    nico n de forzar la negociacin

    para favorecer a Amaiur. Un nue-

    vo chantaje de ETA al Gobierno es-

    paol y francs para supeditar la su-

    peracin del conicto a un proceso

    de negociacin, indica la asociacin,

    que rearma su rechazo a deliberar

    las excarcelaciones o benecios de

    los asesinos, realizando un llama-

    miento a este Gobierno y el prximo

    para no caer en la trampa de ETA,

    al no vislumbrarse adems ni un

    pice de arrepentimiento por sus ac-

    ciones ni perdn por sus 50 aos de

    terror y dolor causado.

    Por su parte, Gesto por la Paz,

    plataforma pacista de la sociedad

    civil, maniesta su alegra, satisfac-

    cin y esperanza real por recuperar

    el derecho a vivir en paz y en liber-

    tad, aunque admite que hay que

    mantener la calma y ser prudentes

    para afrontar los nuevos tiempos.

    Destaca como primer elemento dife-

    renciador de antiguos comunicados

    que por primera vez, ETA asume

    que nicamente podr tratar las cues-

    tiones que le afecten a s misma y

    sus consecuencias, pero bajo ningn

    concepto, lo que atae a nuestra vo-

    luntad democrtica y como segundo

    elemento caracterstico que por pri-

    mera vez han perdido las armas tras

    nica mediacin entre una izquierda

    abertzale que vea en peligro su futuro

    si continuaba la violencia y una ETA

    que se resista a perder el poder.

    NO VIOLENCIAETA responde armativamente no

    solo a las conclusiones emitidas por

    los mediadores internacionales del

    Protagonistas de la Conferencia Internacional de Paz

    rKo Annan. Ex secretario general de la ONU. Participa a ttulo personal en la Conferencia para erradicar el ltimo conicto armado de Europa. Abo-

    ga por que el gobierno, las autoridades locales, lderes religiosos, empresa-

    rios, ONGs, sindicatos y medios de comunicacin se impliquen en la paz.

    rJonathan Powell. Ex jefe del gabinete de Tony Blair. Acude en representa-cin del ex primer ministro laborista britnico. Dispuesto a aportar su ex-

    periencia en el caso de Irlanda del Norte, admite que las recetas del Ulster

    pueden ser tiles.

    rGerry Adams, presidente del partido irlands Sinn Fin se declara muy, muy esperanzado con el nal del conicto.

    rEx primera ministra noruega Gro Harlem BruntlandarEx ministro francs del Interior Pierre Joxe rEx primer ministro irlands Bertie AhernLas cinco conclusiones:

    1) Abandono de la violencia armada: Llamamiento a ETA que declare p-

    blicamente el cese denitivo de la actividad armada y dilogo con los go-

    biernos de Espaa y Francia sobre las consecuencias del conicto.

    2) Dilogo: En caso de que tuviese lugar la declaracin, los gobiernos de Es-

    paa y Francia acepten iniciar las conversaciones sobre las consecuencias

    del conicto.

    3) Reconciliacin: reconocer, compensar y asistir a todas las vctimas, reco-

    nocer el dolor causado y ayudar a sanar las heridas personales y sociales.

    4) Consulta popular: Discusin y reunin por actores no violentos y repre-

    sentantes polticos. Consulta a la ciudadana. Asistencia por terceras partes

    facilitadores internacionales si las partes involucradas lo deciden.

    5) Disposicin para organizar un comit de seguimiento de las recomen-

    daciones.

    Crnica de Espaa

    58

  • acto, sino a un proceso de conven-cimiento impulsado por la izquier-da abertzale para la consecucin de

    objetivos polticos a travs de vas exclusivamente paccas. Expertos conocedores del proceso opinan que el punto de partida del nuevo escena-rio poltico vasco comienza parad-

    jicamente, cuando, en los acuerdos de

    Loyola de 2006, Zapatero, Eguiguren

    y la izquierda abertzale realizan una

    apuesta por acordar conjuntamente el

    futuro marco del Pas Vasco con el re-

    frendo de la ciudadana